Las mujeres víctimas de la represión anti inmigrante, con doble fuerza.


français    
 

Las mujeres víctimas de la represión anti inmigrante, con doble fuerza.

Desde el 23 de diciembre, varios centenares de inmigrantes, refugiados y solicitantes de asilo sub-saharianos residentes en Marruecos han sido detenidos en Rabat, después Nador, Laayoun y expulsados a la frontera argelina en la región de Oujda (frontera terrestre oficialmente cerrada entre Argelia y Marruecos). En total más de 400 personas, incluidas mujeres y niños, discapacitados y enfermos, han sido expulsados.

De ellos, entre 250 y 300 consiguieron volver a Oujda, y hoy en día estamos sin noticias de más de un centenar de otros. Pero varios llegaron en un estado lamentable, heridos al caminar de noche, asustados por los disparos en el aire del ejército marroquí para obligarles a volver al territorio argelino.

Varias mujeres han sido violadas, de entre las cuales dos estaban embarazadas. ¿Soldados, policías, merodeadores? ¿Marroquíes, argelinos,...? Ellas no lo saben.

Desde su llegada a Oujda, todos/as los/las inmigrantes se encuentran en las condiciones más precarias, la mayoría están en la calle y duermen bajo las estrellas (las noches son frías en Oujda), sólo algunos pudieron encontrar un techo donde cobijarse. Las asociaciones que se encuentran en el lugar se las arreglan con los pocos medios disponibles para tratar de traerles algo para comer... les falta medios y la policía rehúsa por el momento dejar a los inmigrantes, que sean refugiados o no, con o sin papeles, volver a su domicilio. En la espera, las enfermedades se multiplican y los inmigrantes se debilitan.

Esta tarde, una joven congoleña, embarazada de cinco meses, que había sido violada por el camino, acaba de perder el bebé que esperaba. Hospitalizada en urgencia, perdió al bebé en el hospital. Desde su violación, está en estado de choc y se niega a hablar.

Las asociaciones que intervienen en el terreno (ABCDS, Homme et Environement, AMDH, CEI, ATTAC,...) hicieron sonar desde el principio la señal de alarma y advierten que las condiciones inhumanas en las cuales se han deportado, expulsado y aparcado a los inmigrantes sólo pueden llevar a nuevos dramas.

El primer drama conocido (¿qué ha pasado a aquellos que no regresaron?) apareció esta tarde, probando una vez más que son las mujeres las que sufren con más dureza la represión y la discriminación.

El gobierno marroquí es evidentemente responsable de todas las consecuencias sobre la integridad física y moral de los inmigrantes, de estas expulsiones llevadas a cabo en condiciones inhumanas sin consideración alguna por los derechos de las personas. Pero esta responsabilidad incumbe también a la Unión Europea que hace de la subcontrataciones en los países de origen y de tránsito de la represión anti-migrante una de las condicionalidades a los acuerdos económicos y de partenariado con dichos países.

Movilicémonos rápidamente para impedir que nuevos dramas aparezcan en Oujda.

Restablezcamos la dignidad de los inmigrantes, su integridad y sus derechos.

Lucile Daumas

Attac Maroc

2 de enero de 2007

Para mandar vuestras protestas:

-  Driss Jettou, Primer Ministro Fax : +212 37 76 86 56

-  Chakib Benmoussa, Ministerio del Interior Fax : +212 37 76 20 56



25 diciembre 2006



 



......... Nedstat Basic - Web site estadísticas gratuito Sitio desarrollado con SPIP